Curación de Heridas del Pie

En la unidad de Curación de Heridas se aplican los protocolos de tratamiento con los que se logran reducir el porcentaje de aparición de complicaciones en los pies y piernas. La mala circulación venosa en las piernas es, a menudo, la causa de distintos problemas en los miembros inferiores tales como piernas hinchadas o doloridas, varices e incluso úlceras. En el Instituto Valenciano del Pie se estudia cada caso y se ofrece los tratamientos más avanzados para potenciar los mecanismos fisiológicos de cicatrización de patologías tales como úlceras diabéticas, úlceras venosas, úlceras neuropáticas, osteomielitis, quemaduras, fascitis o gangrenas.

Para realizar estas curas utilizan diferentes tecnologías: la Cámara Hiperbárica, que consiste en una cámara donde se introduce el miembro afectado y con la aplicación de oxígeno puro, acelera el proceso de cicatrización, sin contraindicaciones ni dolor; la Ozonoterapia, con la que se inyecta gas ozono en una bolsa que envuelve el pie, utilizando los beneficios de este gas para tratar la herida infectada y mejorar la cicatrización; y la Presoterapia, una técnica de compresión intermitente mediante unas botas que efectúan un masaje progresivo desde los extremos de las piernas hasta la parte superior de las mismas, estimulando la circulación venosa y la eliminación de líquidos.

SOLICITA TU ANÁLISIS BIOMECÁNICO